Cataplasmas

Si empiezas a tener una sensación de escozor o picor, retira la cataplasma.
Si bien el calor resulta útil, coger frío puede aumentar el dolor. Nadar en agua fría puede suponer un problema. El ejercicio de nadar en sí puede aliviar el dolor, así que hazlo en una piscina climatizada.