Odontologia online

Incorrecta Masticación.
Un médico me ha recomandado tratar primero mis trastornos odontológicos para solucionar mis problemas digestivos y deficiencias nutricionales ¿Cómo es posible esta relación?

Caries, dentadura incompleta, dientes con alteraciones en mal estado, mandíbula en posición incorrecta, son algunos de los problemas odontológicos que pueden alterar la (unción masticatoria. Yesque, cualquier modificación que sufra el aparato masticador, alterará su función masticatoria. Así, dicha función será incorrecta, imcompleta, insuficiente e inadecuada. Incorrecta, si se mastica de un solo lado, incompleta si no se mastica enérgicamente y en el tiempo necesario, insuficiente si faltan piezas dentarias e inadecuada si se usan protesis desadaptadas o muy desgastadas. Condiciones que desequilibran el sistema metabólico hormonal y que pueden conducir al organismo a estados primarios de desnutrición.
Del mismo modo que la nutrición depende de la alimentación, ésta depende de una buena Imasticación. El 60% de las enfermedades tienen origen alimentario y un porcentaje casi similar corresponde a personas con el sistema bucal deficiente. Loque confirma que cualquier tratamiento que no considere la necesidad de equilibrar las estructuras y funciones de la boca será un mal tratamiento médico.
Así, la presencia de caries, la falta de dientes, la mala posición mandibular son motivos que influirán en insuficiencias nutritivas. ¿De qué manera? La nutrición y la normalidad metabólica dependen de la producción de saliva, y toda mala masticación produce pereza mandibular, factor que disminuye el flujo salival. Las proteínas desempeñan un papel vital en el mantenimiento del equilibrio ácido-básico, el mismo que se altera al disminuir la producción de las glándulas parótidas producto de la deficiente masticación.
Es así como la digestión y la asimilación de todas las clases de proteínas disminuye notablemente con las alteraciones odontológicas, dando inicio aun proceso de desnutrición. Otra razón por la que puede iniciarse la desnutrición es la pereza masticatoria, estimulada muchas veces por el abuso de jugos y extractos. En la actualidad, la dieta es eminentemente blanda, predominan los fideos, papillas, carnes molidas, pizzas, alimentos que casi no se mastican. Incluso la fruta ya no se mastica sino que se licúa. Todo esto trae una pérdida del poder de trituración adecuada de los alimentos y en consecuencia, la incapacidad de asimilar los nutrientes que aportan los mismos. De esta manera se justifica el aumento notable de casos de desnutrición primaria.
Por ello, ante la presencia de cualquier alteración bucal es necesario acudir a una revisión odontológica periódica, a fin de conocer el posible origen de la enfermedad.