Adelgazar gratis

El invierno es un mix perfecto de razones para engordar. Frío, encierro, comidas y bebidas calóricas, pocas ganas de moverse y calefacción. Mucho consumo y poco gasto. La primavera, en consecuencia, se convierte en una época de riesgo en la que queremos sacarnos de encima esos kilos de más en pocos días, saltamos del sillón al parque a la carrera y nos exponemos mal al sol para brocearnos lo más rápido posible.